Diocles

Diocles

Diocles

C. Apuleius Diocles. Es el mas famoso deportista de su época.

Su especialidad era el de agitator o auriga asegurándose en una lápida laudatoria que era de natione hispanus lusitanus. Los lugares delimitados por cuestiones políticas no se deben considerar exactos pero se debe admitir que fácilmente sería natural de la actual Extremadura o Portugal aunque también podría ser territorio bético. Si del lugar de su nacimiento nada se sabe, tampoco sabemos mucho de la fecha pero se puede aproximar hacia el año 104 d.C.

Comenzó su carrera profesional a los 18 años y se retiró a los 42, en el 146 d. C. siendo entonces, en plena gloria, el mejor auriga de la historia.

A lo largo de su vida fue "fichado" por las cuatro facciones o equipos en que se dividían la afición a las cuadrigras: Albata (blanca), Veneta (azul), Praesina (verde) y Russata (roja), ganando numerosas carreras para cada una de ellas.

Su fortuna en premios alcanzó la cifra de 35.863.120 sextercios, nunca antes igualada. La lápida de Roma detalla minuciosamente las victorias de Diocles y sus records, lo que hace pensar que la afición a las estadísticas deportivas es muy antigua y no sólo actual. No se conoce otro auriga con sus marcas a lo largo de la historia romana (la lápida de Roma es, en su mayoría, un farragoso texto de números de victorias referentes a su vida profesional).

De su muerte no se sabe nada. Se piensa que murió en Praeneste, rico y con buena posición social, basándonos en el texto segundo que nos queda de su vida. Dejó dos hijos, chico y chica, de los cuáles quedan sus nombres en la segunda estela.

No quedan vestigios de otro deportista que fuese tan honrado.

Texto sacado de Veinticinco estampas de la España antigua de García y Bellido